¿Ya sabes qué es la Clonación de Tarjeta de Crédito y cómo evitarla?

Como ya todos sabemos, las tarjetas de crédito se han vuelto instrumentos sumamente útiles y necesarios para nuestra vida diaria con el que millones de personas en todo el mundo se ayudan para sus compras, sin embargo también están sujetas a amenazas, como la Clonación de Tarjeta de Crédito.

Al ser un producto financiero que en esencia tiene un alto valor y contiene el acceso a un crédito o dinero, es de esperarse que este plástico sea uno de los principales blancos de los criminales para poder irrumpir en nuestro patrimonio.

A pesar de que la tarjeta de crédito fue pensada, además de un instrumento de financiamiento, como un método más seguro que el portar dinero en efectivo, los delincuentes han encontrado diversas maneras para poder apropiarse del dinero que contiene o hacer uso inadecuado de sus funciones.

Existen múltiples clases de amenazas a las cuales estamos vulnerables al hacer uso de nuestro plástico, ya sea en compras físicas o en línea, como lo pueden ser los fraudes, robo, cargos no reconocidos, robo de identidad y clonacion.

Este último será el que abordaremos esta ocasión por su complejidad y el peligro que representa para nuestra seguridad y nuestro bienestar financiero personal y familiar.

En Comparaya.mx te brindaremos todos los tips necesarios para que conozcas de qué se trata este delito y como evitar ser víctima de él.

Pero ¿En qué consiste exactamente la Clonación de Tarjeta de Crédito?

La clonación de tarjetas o el robo de sus datos se realiza con un pequeño aparato llamado Skimmer de bolsillo, el cual como su nombre lo sugiere es un pequeño aparato bastante fácil de ocultar a la vista y que puede ser utilizado sin complicaciones en varios momentos de las transacciones.

Estos suelen ser usados por criminales que trabajan en tiendas, restaurantes o cualquier tipo de establecimiento para robar la información de la tarjeta al momento de hacer el pago o una compra con nuestro plástico.

Este pequeño aparato utiliza tecnología empleada por los cajeros automáticos para leer la banda magnética de nuestra tarjeta al pasarse por una pequeña ranura, donde adquieren todos los datos de seguridad y confidenciales que posteriormente son almacenados en un servidor.

Este tipo de fraude puede realizarse en cualquier lugar frente a nuestros ojos sin que nos percatamos y sin notar ninguna anomalía en el uso habitual de nuestra tarjeta.

Esto lo consiguen mediante hábiles movimientos de mano o despistando al cliente para deslizar su tarjeta rápidamente por el Skimmer, extrayendo inmediatamente toda la información de su tarjeta.

También suele realizarse cuando le piden su tarjeta y es retirada para pasarla detrás del mostrador o inclusive en terminales truqueadas, las cuales en realidad tienen este dispositivo y fingen “no funcionar” cuando en realidad están robando nuestra información.

Una vez que los ladrones han conseguido acceder y almacenar nuestros datos, pueden transferirlos a una tarjeta en blanco o realizar transacciones online, para lo que ni siquiera necesitarán hacer el clonado físico a un plástico.

Otra forma en la que nos pueden robar la información es a través de cajeros que hayan sido manipulados para esconder un skimmer o al momento de que se nos roba una tarjeta de crédito o débito.

¿Cómo realizan la Clonación de Tarjeta de Crédito de manera física?

Como ya lo mencionamos, lo primero es haber tenido acceso al plástico y conseguir pasarlo por el skimmer, el cual leerá toda la información confidencial y la almacenará en un servidor.

Posteriormente por medio de un software especializado podrán generar el acceso a nuestros datos personales y financieros de nuestra tarjeta como: Nombre del titular, número de tarjeta, fecha de expiración y número de seguridad (CVV).

Estos como sabemos son los datos más importantes, delicados y con los que se puede tener acceso al uso de la tarjeta para cualquier compra o transacción que se requiera hacer con ella.

Una vez que consiguen estos datos se podrá hacer el clonado de información a una tarjeta en blanco con el uso de un codificador de tarjetas, un aparato que reescribe la información del ordenador en los plásticos para que puedan utilizarse con normalidad en cualquier lugar.

También pueden decidir no hacer la clonación física y simplemente utilizar los datos para hacer compras en línea, transacciones cuyos cargos lógicamente irán cargados a tu tarjeta personal.

¿Cómo saber si clonaron mi tarjeta de crédito?

En dado caso de que hayas usado recientemente tu tarjeta de crédito y sospeches algún mal uso o clonación de tarjeta de crédito, ya sea porque no te dió confianza el sitio o porque viste algo sospechoso en la persona que hizo el cargo hay varias maneras de verificarlo.

Por lo regular es fácil percatarse porque seguramente será utilizada rápidamente para generar alguna compra o solicitar un servicio por parte de los delincuentes, por lo cual se recomienda revisar frecuentemente los movimientos de nuestra cuenta de crédito.

También se aconseja llevar un registro del uso que le damos a nuestra tarjeta y estar al tanto de los movimientos y los cargos domiciliados, así como de comisiones o cargos asociados que podemos llegar a aceptar en algún producto o servicio.

Es importante conocer todos los por menores de los servicios que solicitamos y si tienen cargos adicionales como costos de envío, cargo de servicio o algún similar para que no los confundamos con algún cargo no reconocido o fraude.

¿Qué hacer si clonan mi tarjeta de crédito?

En caso de que efectivamente hayamos sido víctimas del delito de clonación de tarjeta de crédito debemos actuar de manera inmediata para bloquear o desactivar nuestra tarjeta y evitar que se siga haciendo mal uso de esta y nos sigan cayendo más cargos en nuestras cuentas.

Lo primero que debemos hacer ante esta situación es:

  • Comunícate con tu banco: Deberás explicarles a detalle la situación y los cargos o movimientos que no reconoces para que comiencen una investigación y para que se cancele tu tarjeta inmediatamente para que no se pueda seguir haciendo mal uso de ella.
  • Ten la información a la mano: Es importante que tengas todos tus datos personales y de tu tarjeta disponible para hacer dicha solicitud, además de que es recomendable tener la información de tus movimientos para determinar en qué momento es que comenzaron los cargos no reconocidos.
  • Redactar carta o reporte: Después de haber hecho la reclamación vía telefónica y de haber cancelado la tarjeta deberás redactar un informe donde especifiques todo lo sucedido para entregarla en una sucursal de tu banco.
  • Conservar el folio de reporte: Una vez que haces la reclamación directamente en el banco se te proporcionará un número de referencia que deberás guardar con la fecha y hora en que quedó registrada la denuncia del incidente. Es importante que lo guardes ya que si los cargos no reconocidos se efectúan 48 horas antes del levantamiento de la queja, el banco deberá reembolsar el monto usado.
  • Tienes hasta 90 días: Por lo general los bancos ponen un límite de hasta 90 días naturales a partir de que se registra el primer cargo no reconocido para solicitar una aclaración, sin embargo lo más recomendable es monitorear frecuentemente nuestros movimientos y en caso de percatarnos de alguna irregularidad, denunciar inmediatamente.
  • Conservar pruebas: Durante la investigación que hace el banco para determinar si su tarjeta efectivamente fue clonada se te solicitarán pruebas de que la tarjeta estaba en su poder y que los retiros y transacciones se hicieron en lugares y momentos en los que no te encontrabas.
  • Denunciar a las autoridades: En caso de que la clonación de tarjeta de crédito haya sido producto de un asalto o robo de sus pertenencias, deberá hacer la denuncia correspondiente ante una agencia del ministerio público para abrir una carpeta de investigación que en ocasiones es solicitada por los bancos.

¿Cómo puedo prevenir ser víctima de este delito?

Para evitar ser una víctima de la clonación de tarjeta de crédito es importante tomar varias medidas de seguridad básicas a la hora de hacer uso de nuestro plástico para compras o pagos de servicio por cualquier medio.

Ya sea desde una tienda de abarrotes hasta pedidos en línea, siempre debemos tomar en cuenta los principales tips de seguridad emitidos por los bancos y estar al pendiente de cualquier movimiento.

Entre las medidas que debemos tomar están:

Pagos físicos
  • Nunca pierdas de vista tu tarjeta de crédito.
  • Exige que todos los pagos sean a la vista, que te lleven la terminal o en dado caso, acompaña a la persona que hará el cargo.
  • Sólo utiliza tu tarjeta en lugares de confianza y debidamente establecidos.
  • Conserva en todo momento los comprobantes y tickets que se te den al hacer una compra o pago.
  • Revisa que la terminal no tenga integrado ningún tipo de dispositivo o skimmer.
  • Al firmar debes asegurarte de que el número de tarjeta, nombre y el monto cobrado sea correcto.
  • Si tu tarjeta cuenta con firma electrónica o NIP, siempre se te debe ser solicitado. No permitas que nadie observe cuál es.
Pagos por Internet
  • Procura hacerlos siempre desde tu casa o tu propio celular.
  • No utilices redes públicas o gratuitas.
  • Asegurate de que el sitio sea seguro, esto lo puedes verificar en la dirección, si esta cuenta con el “https” y tiene el candado en la barra de búsqueda.
  • Compra solo en sitios oficiales y reconocidos.
  • Siempre procura guardar e imprimir los comprobantes de compra ante cualquier situación en la que los requieras.
  • Pon atención a las políticas de seguridad y privacidad de cada sitio.
  • No domicilies tu tarjeta para este tipo de pagos.
  • No compartas información vía correo, chat ni por ningún otro medio.
  • Cambia frecuentemente tus contraseñas y no las compartas con nadie.
En el Cajero
  • Procura acudir acompañado de una persona de confianza si es posible.
  • Utiliza los cajeros ubicados en zonas de alta afluencia de gente, en lugares seguros.
  • Trata de no asistir en horarios nocturnos.
  • Nunca permitas la ayuda de personas desconocidas.
  • Verifica que el cajero no tenga ningún dispositivo ajeno instalado o tenga señales de haber sido modificado o violado.
  • Cubre con tu mano el teclado al ingresar tu NIP si hay personas cerca, de esta manera no podrán ver tu información.
  • Recuerda que el NIP solamente es requerido por las terminales y el cajero, por lo que de ningún modo se te debe solicitar para cualquier otra transacción.
  • No olvides siempre retirar tu tarjeta, efectivo y solicitar el comprobante impreso al término del uso del cajero.
  • En caso de que prefieras tirar el comprobante, asegurate de romperlo para que nadie tenga acceso a la información impresa en él.

¡Compara Ya y obtén las tarjetas más seguras!

es tu mejor aliado para evitar que seas víctima de la clonación de tarjeta de crédito, pues además de mantenerte informado sobre todo lo que necesitas conocer de este delito y las maneras de como evitarlo, pone a tu disposición las tarjetas con la mejor seguridad.

Actualmente existe en el mercado diferentes tipos de plásticos con tecnología de punta diseñada para brindar la más eficiente seguridad ante la clonación de tarjeta de crédito y evitar sufrir cargos no correspondientes.

Sólo te toma unos segundos buscar, cotizar, comparar y elegir la tarjeta más adecuada para tus necesidades, compras, estilo de vida y economía.

¡Compara Ya y contrata tu tarjeta de crédito hoy mismo!