¿Seguros choques para autos? Te contamos de qué se trata

Si acabas de comprar un auto o ya tienes experiencia conduciendo por las saturadas calles de la ciudad, seguro ya sabes la importancia de contar con un seguro que cubra daños materiales o conocidos como seguros choques.

Son bien conocidos los altos costos por reparaciones que puede generar desde un pequeño rayón o abolladura en tu vehículo, los cuales se producen de manera fácil por cualquier contacto o golpe accidental contra un vehículo u objeto.

Esto puede suceder desde una simple acción inofensiva como el estar estacionando nuestro coche hasta situaciones más riesgosas como conducir a exceso de velocidad o bajo los efectos del alcohol.

Si bien los riesgos y la magnitud de los daños (ya sean materiales o personales) son diferentes dependiendo la situación y son posible reducir los riesgos si tomamos las máximas medidas y somos prudentes con nuestra conducción, lo cierto es que el riesgo de una colisión siempre está presente y es algo que tarde o temprano pasará.

Por ello la importancia de siempre estar prevenido con un seguro contra choque, en especial si nuestro carro es nuevo o tiene es de gran valor (se debe tomar en cuenta los gastos promedio de reparaciones y refacciones).

¿Qué cobertura me ampara contra choques?

Hay muchos seguros que cubren diferentes daños que se presenten con tu vehículo por diversas situaciones y con diferentes garantías de indemnización.

Cada uno de ellos te ofrece aseguramiento desde el más básico, que es correr con daños a terceros, daños propios del vehículo y pérdida total.

Esta cobertura dependerá completamente del tipo de seguro que contratemos y la prima y deducible que estemos dispuestos a pagar.

Contar con un seguro para choques de hecho resulta en muchos casos obligatorio en el caso de tener un auto arrendado o prestado.

Cobertura de responsabilidad civil, la cobertura contra choque primordial

Primeramente podemos mencionar a la cobertura de responsabilidad civil, que como sabemos es la más básica de todos y de hecho, es un seguro obligatorio para todos los vehículos en México desde el año 2019.

La responsabilidad nos ampara contra los daños que podamos ocasionar con nuestro vehículo a terceros, ya sea en afectaciones materiales como a personas.

En este caso, seguro correrá con los gastos en daños materiales que podamos ocasionar a otro coche en caso de que nosotros provoquemos el impacto (el monto de la cobertura es variable según la póliza que contratemos).

Sin embargo este seguro no cubre los daños presentados en nuestro propio vehículo ni nuestros gastos médicos en caso de que resultamos heridos.

A pesar de que es el seguro más básico y con menos beneficios que el resto de opciones en el mercado (y por ende el más barato) no hay que menospreciar los beneficios que nos otorga, pues nos puede sacar de grandes apuros en gastos que de otra manera tendríamos que sacar de nuestro propio bolsillo para pagarle a las personas afectadas por nuestra culpa.

Además muchas veces es muy difícil el calcular el costo de los daños que ocasionamos a otro carro sin la ayuda de un ajustador o un mecánico, por lo que este tipo de arreglos sin una aseguradora de por medio pueden ocasionar conflictos e inconformidad entre los involucrados.

La desventaja clara en esta cobertura contra choque es que nosotros tendremos que costear por nuestra propia parte las afectaciones en nuestro vehículo, y las cuales siempre son obvias e inevitables que se presenten cuando nos estrellamos con otro vehículo, pues a pesar de que un auto pueda resultar más dañado que otro, siempre los daños serán bilaterales.

Seguros choques, la cobertura amplia la opción más solicitada

El seguro de cobertura amplia es uno de los más completos y el más solicitado por automóviles de uso particular, pues en esta póliza se cubre una amplia gama de riesgos latentes en todo momento para nuestro vehículo o inclusive para nuestra propia integridad.

Este seguro aparte de otorgar la cobertura básica de responsabilidad civil que cubre los gastos en daños que podamos provocar a otros vehículos por colisión, también nos ampara contra los desperfectos en nuestro vehículo.

En este caso se cubrirán los daños a nuestro vehículo ocasionados por choques, los cuales pueden ir desde daños pequeños como abolladuras, rayones e inclusive hasta más graves que ocasionen algún daño mecánico importante al vehículo.

Los seguros choques como la cobertura amplia también nos protegen contra daños materiales ocasionados por fenómenos distintos a un siniestro vial, tales como los fenómenos naturales.

En este caso el seguro repone los daños al vehículo o inclusive la pérdida total en caso de sufrir daños derivados de incendios, terremotos, tornados, huracanes, inundaciones, caída de árboles, granizo, ventiscas, etc.

Cabe mencionar que en ambos casos aplica el pago de deducible por parte del propietario en caso de que se quiera hacer efectivo el seguro, lo cual varía en costo dependiendo del valor de nuestro carro y el monto asegurado.

Seguros choques especiales

Existen aseguradoras o coberturas especiales que se ofrecen especialmente enfocadas en la cuestión de choques y daños materiales, inclusive puedes contratar esta póliza sin contar con los demás servicios de cobertura que ofrece la cobertura amplia u alguna otra.

Este generalmente es obligatorio para los autos que aún no han terminado de ser pagados en agencia, y opcional para aquellos que ya son propios.

El seguro contra choques te ayudará con los gastos en reparaciones o refacciones de tu vehículo, inclusive hasta la reposición de este por pérdida total, esto sin importar quién haya sido el responsable del accidente. Asimismo te protege en caso de que choques contra un edificio, mobiliario público o algún otro objeto.

¿Qué cubren los seguros choques?

El seguro contra choque paga la reparación de tu auto o lo reemplaza en caso de:

  • Choque con otro vehículo
  • Choque con objeto (barda, propiedad privada, árbol, mobiliario público)
  • Volcadura del vehículo

Como mencionamos, la cobertura ante cualquiera de estas situaciones depende de cada aseguradora que ofrezca el servicio, así como los términos y condiciones del contrato y por supuesto, la cantidad asegurada y el deducible fijado.

¿Qué no cubren los seguros choques?

Generalmente cuando contratamos este tipo de servicios únicamente enfocados en cubrir los daños por colisión, sin ninguna otra cobertura para el auto, suelen ser muy específicos en las circunstancias donde se otorgará el beneficio, así como en cuales no aplica.

Los seguros choques generalmente no cubren:

  • Daños al vehículo por fenómenos naturales como caída de árboles, inundaciones, tornados, incendios, granizo, derrumbes, huracanes, etc.
  • Daños por vandalismo
  • Robo de autopartes
  • Robo total
  • Daños al vehículo de otra persona
  • Gastos médicos (tanto tuyos como de terceros)

Es por ello que, a pesar de que contar contar con un seguro contra choque puede ahorrarte una buena suma de dinero en cuanto a gastos en reparaciones de tu vehículo, hojalatería y refacciones, no siempre es la opción más integral para prevenir los riesgos presentes todos los días.

Se recomienda que este sea contratado como un complemento a una póliza amplia o de menos al seguro de responsabilidad civil que ya es de hecho obligatorio.

Esto evitará que nuestro auto quede indefenso ante muchas otras situaciones de riesgo que están presentes para el vehículo, se encuentre circulando o no, por lo que debemos ser muy analiticos y contemplar los verdaderos factores de riesgo que tenemos dependiendo el contexto en el que vivamos.

Limitaciones y deducibles de los seguros choques

Este cobertura contra choque, al igual que las otras coberturas que cubren daños materiales, tiene un deducible, que es la cantidad que pagarás para que el seguro se haga responsable de los daños incurridos en tu carro, y el cual se establece desde un principio contemplando el monto asegurado y el valor del vehículo.

Dependiendo la aseguradora, es posible que haya varios porcentajes o montos de deducible a elegir, los cuales generalmente van de entre 5 a 10 por ciento del valor total del auto.

Debes contemplar que entre más bajo sea el porcentaje de deducible que elijas, más alta será la prima, y por el contrario, si eliges un porcentaje de deducible más alto, la prima de la póliza bajará.

La elección de este deducible depende de cada usuario y la conveniencia que vea en cada plan de acuerdo a sus necesidades.

El valor de tu auto es un factor importante para determinar el costo del deducible, y una vez determinado este será fijo para todos los accidentes o daños que se presenten.

En algunas ocasiones también hay que considerar que no será del todo conveniente hacer uso de este seguro para costear reparaciones en nuestro automóvil, principalmente si estas fueron de menor grado.

Hay que contemplar que hay daños muy superficiales como abolladuras o daños en la pintura, cuyo gasto de reparación puede ser desde unos cientos de pesos a pocos miles, y en muchos casos, los deducibles rondan cantidades entre los $5,000 a los $10,000 pesos (esto considerando un valor promedio actual por auto de $200,000 pesos saliendo de agencia).

En estos casos, si quisieras que el seguro cubra los gastos por un rayón, que puede valer unos $500 pesos, tendrías que pagar aparte el deducible, por lo cual no es nada conveniente y más vale costearlo por tu propia cuenta.

Por otra parte, este resulta de gran ayuda la cobertura contra choques en caso de tener un choque aparatoso o daños al motor u otros mecanismos que asciendan a grandes cifras por arriba de los $10,000 pesos o inclusive que sea pérdida total del vehículo por colisión.

En dicha circunstancia tendremos que pagar el deducible pero la aseguradora nos garantiza la reparación del daño o el reemplazo del vehículo.

El límite del monto asegurado siempre corresponde al valor real del vehículo (su valor restando la depreciación).

Por ejemplo, en caso de pérdida total por colisión, los seguros choques te darán un cheque por el valor total de tu auto menos el deducible y considerando el valor del auto depreciado (este pierde valor por el uso e inclusive desde que es sacado de la agencia) por lo que no esperes que esta cantidad pueda ayudarte para comprar el mismo automóvil o uno de mayor valor.

En dado caso tendrías tú que aportar el restante para poder obtener un automóvil con un costo equivalente, aunque no demerita que el apoyo es de gran importancia.

¿Los seguros choques son realmente la opción?

Los seguros choques o seguro contra choque son pólizas que pueden ser de gran apoyo para costear grandes daños materiales a tu vehículo, y los cuales principalmente van enfocados a automóviles de gran valor monetario, sin embargo, se sugiere que sean utilizados como un complemento y no un sustituto de una cobertura amplia.

En caso de que se presenten otro tipo de eventualidades que también ponen en riesgo a nuestro vehículo como a nosotros mismos, a cobertura ante estos eventos no se hará presente.

Por ello debemos contemplar que muchas veces es más importante salvaguardar nuestra seguridad y la de nuestros pasajeros antes que contemplar los daños materiales.

Para poder cotizar y obtener más información sobre los seguros choques puedes ingresar a nuestro comparador en comparaya.mx, donde podrás cotizar tu seguro ideal en tan sólo 30 segundos.